Daniel Máñez Marín

Director, ajustador y actor de doblaje.

Pienso que una de las mejores herramientas para comunicar una idea, es la voz... ¿Te presto la mía?

Montse Galve, no hay sueños demasiado grandes

Escrito por danielmmdoblaje 27-11-2016 en Doblaje Aragonés. Comentarios (0)

El pasado 22 de noviembre, aparecía la triste noticia de la muerte del Pastor de Andorra. Las redes sociales se llenaban de mensajes de cariño y respeto hacia este gran hombre que ya forma parte de la historia de nuestra tierra. Montse Galve en su muro de Facebook escribió esto:

Siempre recuerdo con mucho cariño el día que hice la narración del documental de Joaquín Carbonell y José Miguel Iranzo sobre este hombre; José Iranzo, El Pastor de Andorra. Me fascinó su historia pero sobre todo me enterneció su manera de contarla. Grabad a fuego uno de sus sabios consejos... "en esta vida hay que luchar por hacer lo que a uno le gusta, hay que luchar"

Las palabras que pronunció en ese documental el Pastor de Andorra y que ella misma publicó, son un buen arranque para contaros los inicios en el mundo del doblaje de esta luchadora incansable.

La voz de Montse Galve ya debía de ser especial con tan solo 8 o 9 años, ya que sus profesores en numerosas ocasiones, le hacían leer en voz alta en clase. Incluso el día de su comunión tuvo que hacer varias lecturas en la iglesia delante de sus compañeros y familiares.

Montse vivía muy cerca de Radio Calatayud, y cada vez que pasaba por delante de aquellos ventanales, algo le llamaba especialmente la atención. No sabía muy bien por qué, no podía dejar de mirar lo que ocurría detrás de los cristales de la radio y con 10 años, cuando los niños de su edad quieren ser bomberos, médicos o profesores, Montse ya decía que quería ponerse delante de un micrófono. Y estaba convencida de que acabaría dedicándose a eso de manera profesional… Su juguete favorito era un magnetófono. Ponía una canción, bajaba el volumen y presentaba el disco al igual que hacían en la radio. No tenía los medios para grabarse y escuchar el resultado después, pero no le importaba, no podía imaginarse un pasatiempo mejor.

La Casa de la Juventud de Calatayud, de la que Montse formaba parte, montó una pequeña “Radio Pirata”. Ya podéis imaginar lo que aquella iniciativa supuso para ella, que en ese momento tenía ya 14 años. Cualquier rato libre que tenía, lo pasaba allí dentro. Montse Galve recuerda que años más tarde, el Ayuntamiento de Calatayud inauguró en los bajos de la UNED una pequeña emisora. Ondayud, que así se llamaba, fue el lugar donde Montse pudo dar rienda suelta a su creatividad. Producía programas musicales y reportajes de todo tipo… 

Montse aún se emociona cuando me cuenta que con 16 años, Jesús Alcalde, que por aquel entonces era el director de SER Calatayud, y Mª Carmen Bonet, le proponen ser una de las voces del programa musical “Los 40 Principales”. Aquello con lo que tanto había soñado se estaba convirtiendo en una realidad. Durante varios años estuvo haciendo musicales, locutando noticias y reportajes y grabando publicidad. Incluso ganó el concurso de Dj´s de “Los 40 Principales” a nivel provincial, haciendo un especial sobre el Festival de Woodstock.

En 1992, un primo suyo le dijo que había visto en un periódico el anuncio de una escuela de doblaje de Zaragoza que estaba reclutando alumnos. La publicidad que Montse estaba grabando en SER Calatayud le había descubierto el mundo de la interpretación y aunque a ella en aquel momento le parecía algo lejano e inalcanzable, creía que el doblaje podía ser la formación que necesitaba.

Montse Galve, junto a Enrique Gracia y Jose Antonio Alaya, compañeros en la radio de Calatayud, se embarcaron en una aventura que jamás pudieron imaginar. Como ya os dije en la entrada del blog dedicada a Enrique, los tres viajaron a diario a Zaragoza durante dos años a formarse como actores de doblaje en Sincrotake, la escuela de Juan Antonio Fernández Abajo. Cuando volvían a Calatayud, además de continuar con su labor en la radio, también se reunían los tres en casa de Enrique para practicar lo que estaban aprendiendo, y lo hacían con fragmentos de la serie de moda en aquel momento… ¡Melrose Place!

Aquel curso fue decisivo en la formación de Montse Galve. Ella sabía desde muy pequeña que el micrófono le estaba llamando, pero fue el doblaje el que disparó directamente a su corazón. Después de aquellos intensos dos años de formación, Sincrotake fue contando con los mejores alumnos para empezar a doblar de manera profesional en Zaragoza y Montse estaba entre ellos. Sincrotake estaba situada en la calle Santa Lucia de Zaragoza, y Montse siempre decía: “Algún día trabajaré aquí, y me vendré a vivir a esta calle para tener cerca mi lugar de trabajo”. Lo que son las cosas, Sincrotake cerró sus puertas en 1996, pero Montse se salió con la suya; hizo del doblaje su profesión, se trasladó a Zaragoza de manera indefinida y ¿podéis imaginar en qué calle vive todavía?

Su primer papel de peso y que recuerda de manera especial fue la película “Country Life”, protagonizada por Sam Neil y en la que dobló a la actriz Kerry Fox.

Desde que Sincrotake desapareció, Montse ha seguido trabajando. Primero en Sonomaster, donde además de actriz, también hizo labores de directora de doblaje. Le ha prestado su voz a actrices de la talla de Anouk Aimée, Marlene Dietrich, Ava Gardner, Vivien Leigh, Charlotte Rampling, Anna Magnani o Mae West (una diva de la escena que le hizo sudar en el atril, más de lo que ella podía imaginar, ¿verdad, Montse?). Su voz ha protagonizado cientos de campañas publicitarias tanto en radio como en televisión, series de acción real y animación, telefilms, documentales y videos corporativos. También fue la voz de los podcast para invidentes en la Expo de Zaragoza de 2008.

Os dejo un fragmento de la película “El Húsar en el Tejado” con las voces de Montse Galve doblando a Juliette Binoche y la de Enrique Gracia a Pierre Arditi:

En 2006 fue la voz corporativa femenina de Aragón Televisión durante cinco años. El XI Certamen de Cortometrajes y Spots Cine y Salud del 2013 apostó por reconocer el trabajo de Montse Galve como actriz de doblaje, valorando lo complicada y poco reconocida que es esta nuestra profesión. En 2015 fue profesora de los cursos de doblaje del Centro Artístico y Musical Las Armas, que se imparten con la colaboración de Estudios Roma, y hemos podido disfrutar su voz en las series Heartland, Los Misterios de Murdoch y Chibi Maruko Chan dobladas también en Estudios Roma de Zaragoza. Además no olvida sus inicios en la radio, ya que actualmente, compagina la publicidad y el doblaje con una colaboración semanal en el programa Zaragoza en la Onda de Onda Cero.

Montse es una maravillosa actriz de doblaje y una gran compañera. La admiro muchísimo desde el mismo día que la conocí y verla trabajar es un espectáculo y una lección de profesionalidad. Su gran voz se transforma y su increíble técnica hace que parezca fácil lo imposible. Todo lo hace bien… Le tiene un respeto enorme a esta profesión y piensa que lo mejor está por venir. Como a muchos otros compañeros, le gustaría poder doblar para cine, y le encantaría tener el valor de subirse a un escenario. Esas son sus “asignaturas pendientes”. Bueno, Montse, pues recuerda aquella frase que tanto te gustó de El Pastor de Andorra:

“En esta vida hay que luchar por hacer lo que a uno le gusta, hay que luchar"

No tengo la menor duda que llegarás donde tú quieras llegar… Porque eres “buena artista”, siempre te lo digo, ¿no? Y espero celebrarlo a tu lado.

Por cierto, si vais a Calatayud y preguntáis por La Dolores, es probable que os manden a un mesón. En su interior hay un museo y La Dolores os contará en primera persona su historia. ¿Quién iba a imaginarse que aquella niña que miraba los micrófonos de la radio desde sus grandes ventanales iba a ser años más tarde la voz de La Dolores?

Gracias por vuestro tiempo y nos "leemos" muy pronto.

Enrique Gracia, la voz del maestro

Escrito por danielmmdoblaje 18-11-2016 en Doblaje Aragonés. Comentarios (0)

Le ha prestado su voz a Russell Crowe, John Ritter, Richard Chamberlain, John Cassavetes, Peter Coyote, Marcello Mastroianni y John Malkovich entre otros, se cuela en casa de los aragoneses a través de la televisión prácticamente a diario y me ha enseñado todo lo que yo sé dentro del mundo del doblaje. Sí, Enrique Gracia me enseñó una profesión, pero hizo algo mucho más importante, me enseñó a amarla. Y nunca podré agradecérselo lo suficiente. Espero que este pequeño homenaje sirva al menos para reconocer el talento de este enorme profesional aragonés que lleva años dejándose la piel en cada nuevo proyecto en el que se implica.

Enrique Gracia doblando en Estudios Roma

Enrique Gracia comenzó su carrera profesional en Calatayud con apenas 5 años, aunque entonces él aún no lo sabía. Descabezaba las muñecas de su hermana mayor, y con esas cabezas y un trapo en la mano fabricaba sus propias marionetas a las que prestar su voz e insuflar vida. Su padre, quizá para salvar las muñecas de su hermana, le regaló su primera marioneta, y su madre se convirtió en espectadora accidental a la que mostrar sus improvisadas obras de teatro de guiñol. Enrique recuerda con especial cariño el momento en el que llegó a sus manos la marioneta de Coco, el famoso personaje de Barrio Sésamo, ya que por fin era capaz de hacer que la boca de su “muppet” se moviera al ritmo de sus palabras. Y así, jugando, ya estaba practicando la sincronía, una de las particularidades que tiene el doblaje.

Era la época en la que triunfaban los grupos infantiles tipo “Parchis” y ya sabemos que a Enrique le tiraba lo artístico. Con 8 o 9 años y acompañado de sus primos montó su propio grupo musical: “El Trio Pirámide”. Cantaban, hacían coreografías y números de magia y amenizaban a los vecinos y familiares en más de una ocasión. Incluso grabaron, de forma casera y artesanal, una cassette con sus grandes éxitos. Aquí tenéis una instantánea de la misma:

Cassette del "Grupo Pirámide"

En 1982 Enrique descubre la radio. Se pasaba horas escuchando Radio Aragón Calatayud (que más adelante se convertiría en SER Calatayud). Aquellas voces le contaban cosas, presentaban canciones y hacían anuncios… ¡Enrique también quería hacer esas cosas! A partir de entonces cambió las marionetas y su grupo musical por un tocadiscos, y se fabricó un micrófono, que evidentemente no funcionaba, con lo que encontró por casa. Enrique había montado su propia emisora. Con el tiempo aquel micrófono de juguete fue sustituido por una grabadora, y aquella improvisada emisora casera ya podía tener su propio archivo sonoro.

Dicen que nada pasa por casualidad, y lo que en un principio iba a ser una visita a la radio de Calatayud acompañando a un familiar, cambiaría la vida de Enrique para siempre. Aquel familiar les comentó a los empleados de la emisora que ese chaval que iba con él, también tenía una radio en casa. Ese día le dejaron ver como era la radio por dentro, le explicaron como hacer funcionar todos aquellos aparatos y le invitaron a que fuera de vez en cuando a visitarles y a seguir conociendo los entresijos de la emisora.

Ni él mismo sabe cómo pasó, sin embargo, en 1985 Enrique comenzaba hacer sus "pinitos" en SER Calatayud mientras continuaba con sus estudios. De 1988 a 1990 fue DJ en el programa musical “Los 40 Principales” y locutor de continuidad. Incluso creaba y locutaba cuñas publicitarias.

Enrique Gracia en sus primeros años en la radio.

Entre aquellas cuatro paredes Enrique se sentía como pez en el agua, pero quería seguir aprendiendo. No lo pensó dos veces e ingresó en la Escuela MK3 de Barcelona para seguir su formación como locutor. De pronto descubrió una asignatura que aunaba todo aquello que a Enrique le apasionaba: ¡El doblaje!

Cuando terminó en MK3 hizo sus prácticas en Radio Miramar y estuvo trabajando unos meses en Radio Club 25, pero el aguijón del doblaje que tenía clavado lo había cautivado y necesitaba saber más…

En 1992, la nota en un periódico anunciando la apertura de una escuela de doblaje en Zaragoza consiguió que Enrique y sus compañeros Montse Galve y Jose Antonio Alaya viajaran a diario, de Calatayud a Zaragoza y viceversa, de lunes a viernes durante dos años para formarse como actores de doblaje.

La escuela era Sincrotake (de la que ya hemos hablado en este blog), situada entonces en la calle Santa Lucia de Zaragoza.

Enrique Gracia aprendió el oficio de las manos de Juan Antonio Fernández Abajo, Ana Cruz y Jaime Miguéiz, y pasado el periodo de formación fue contratado como actor de doblaje, ajustador, productor, profesor de doblaje y director artístico en la mencionada escuela, convertida poco a poco en estudio de doblaje.

Su estreno como director y ajustador fue con la película de animación “La Isla del Tesoro” y el primer protagonista que Enrique Gracia recuerda de una manera especial, fue en el telefilm “Lazos de Odio” emitido por Telecinco en el que prestaba su voz a John Ritter y que dobló junto al que fue su profesor, Juan Antonio Fernández Abajo:

El estudio cerró sus puertas en 1996. El que hasta entonces había sido el comercial de la escuela y Enrique Gracia se asociaron y fundaron juntos Sonomaster, que siguió la estela de Sincrotake en los que fueron los años “dorados” del doblaje en Zaragoza. El nacimiento de las plataformas digitales, canales temáticos y el boom del DVD en España hicieron posible que Sonomaster sonorizara un sinfín de telefilms, documentales, series, interactivos y cientos de campañas publicitarias. Enrique ejerció como actor de doblaje, ajustador, productor y director artístico de su empresa hasta que en el 2004 dejó el estudio. Necesitaba coger aire…

La pausa fue breve y continuó prestando su voz y su talento en numerosas campañas publicitarias y videos corporativos en otros estudios, y fue en Estudios Roma (estudio que conoció en su época de Sonomaster) donde siguió trabajando de forma más habitual.

En 2006 llegó la televisión autonómica aragonesa, y tras pasar un casting, Enrique Gracia se convirtió en la voz corporativa masculina de Aragón Televisión. Trabajo que más de 10 años después sigue ejerciendo. ¿Sabes cuántas veces has oido en todo este tiempo a Enrique en televisión?

Enrique Gracia fue contratado en Estudios Roma donde continúa su labor como actor, ajustador y director de doblaje. Desde el 2011 también está formando a nuevos talentos en esta complicada pero mágica disciplina. Gracias a los cursos que imparte en Estudios Roma, la cantera de actores y actrices de doblaje en Aragón sigue creciendo poco a poco, lo que enriquece cada vez más nuestra labor en el sector. Qué la tradición continúe...

De sus últimos trabajos realizados cabe destacar la dirección y adaptación de diálogos de la miniserie francesa “Merlín”, la serie japonesa “Chibi Maruko Chan” en la que también interviene como padre de la protagonista y las 4 temporadas de “Los Misterios de Murdoch”, emitida recientemente en Aragón Televisión que también ha dirigido y protagonizado:


Enrique es un director exigente, pero en primer lugar consigo mismo. Un actor vocacional, generoso, brillante y camaleónico. Disfruta con lo que hace, le apasiona y ama su trabajo, y eso, evidentemente se transmite y se contagia cuando compartes atril con él. Sabes que puedes ponerte en sus manos y que todo saldrá bien. Porque mima su trabajo, porque le importa el resultado.

En unos meses hará 20 años que nos conocemos. Es más que un compañero, yo lo considero de la familia… Es mi hermano mayor. Él me enseñó a doblar y me dio la primera oportunidad en el mundo del doblaje, mi mundo. ¿Cómo puedo agradecerte tanto?

Hay algo que siempre me acompañará, el orgullo de haber aprendido del mejor: Enrique Gracia Fúnez. Muchísimas gracias por todo, brindo por, al menos, otros 20 años más, mejorando y aprendiendo a tu lado.

Gracias por vuestro tiempo y nos "leemos" muy pronto.

María Salinas, prácticamente perfecta en todo

Escrito por danielmmdoblaje 14-11-2016 en Doblaje Aragonés. Comentarios (0)

El pasado viernes 11 de noviembre me convocaron en Estudios Roma para la grabación de una cuña publicitaria.

Como es habitual, los actores de doblaje, no sabemos lo que vamos a hacer hasta que llegamos al estudio y el director o el creativo de la agencia, en este caso, nos dice qué tenemos que interpretar.

Lo que no esperaba es que la cuña fuera a dos voces y que además compartiera atril con una compañera a la que admiro muchísimo y que, por circunstancias, ya hacía tiempo que no veía.

Ese reencuentro fue la chispa que necesitaba para escribir un post dedicado a ella.

María Salinas, Enrique Gracia y Daniel Máñez visitan Aragón Radio

María Salinas es actriz de doblaje, traductora de inglés y francés. Y además, es buena gente, una compañera increíble, profesional, divertida, optimista, modesta e incansable. Menuda joya, ¿verdad?

María se formó como actriz de doblaje en Zaragoza en la escuela de Juan Antonio Fernández Abajo (Sincrotake) en 1993. Sus ansias por aprender y un anuncio en el periódico le impulsaron a inscribirse en las clases de doblaje a las que dedicó dos años, mientras estudiaba Historia Medieval en la Universidad y daba clases de francés.

Con la carrera terminada se fue a Irlanda a aprender inglés. En el 2000 volvió a Zaragoza y fue entonces cuando Sonomaster (empresa dedicada al doblaje en Aragón) contactó con ella para convocarla por primera vez. No debió hacerlo nada mal porque un año más tarde ya estaba contratada por el estudio y no solo como actriz de doblaje, también como traductora.

Empezó haciendo pequeños papeles en telefilms y películas antiguas, hasta que llegó uno de los papeles protagonistas que ella recuerda con más cariño: “Las Aventuras de Shirley Holmes”

En la serie de 46 capítulos que ella misma tradujo, dobló a la actriz canadiense Meredith Henderson.

Las Aventuras de Shirley Holmes

María estuvo implicada en la traducción y el doblaje de muchas más producciones audiovisuales (incluso tuvo tiempo para encontrar  el amor entre aquellas cuatro paredes) hasta que en el 2009 Sonomaster cerró sus puertas.

Afortunadamente desde entonces, María Salinas ha continuado dejando su impronta en Estudios Roma traduciendo y doblando más películas, telefilms, series, animación y publicidad. De sus últimos trabajos me gustaría destacar sus intervenciones en las series “Los Misterios de Murdoch”, “Heartland” y la serie de animación japonesa “Chibi Maruko Chan” en la que también canta en su cabecera y que podéis ver en la plataforma Flooxer:


http://www.flooxer.com/ver-videos/formatos/chibi-maruko-chan/5729de176584a8e744e2d6c7


A continuación os dejo el enlace de un breve video con muestras de algunos de los últimos trabajos de doblaje realizados por María Salinas:


Cuando una traducción hecha por ella llega a las manos de un ajustador (o adaptador de diálogos) siempre es un gusto enorme. María ya conoce los secretos de esta profesión y nos facilita enormemente nuestro trabajo.

Por otra parte, he tenido el privilegio de trabajar muchas horas en el atril junto a ella. Ambos tenemos unas voces “jóvenes” y nos ha tocado emparejarnos en más de una ocasión, ya que la juventud de los protagonistas a los que doblábamos, casaba perfectamente con nuestros registros y trabajar con ella siempre es un gran lujo. Le encanta su trabajo, siempre le oigo decir: “Esto es un regalo, hago lo que me gusta, me divierto, lo paso genial y además me pagan… Es increíble, ¿no?”

Le da miedo hacer personajes con acento (cree que no lo hace bien, pero es solo su percepción), le divierte que sus personajes canten y le encantaría interpretar algún día a una “mala malísima”.

Así es María Salinas, y todos los que la conocen me darán la razón, seguro.

Este es mi pequeño homenaje. Gracias por contagiar tu entusiasmo cada vez que coincidimos en el estudio y espero poder disfrutar de tu talento muchísimos años más… ¡Artista!

Gracias por vuestro tiempo y nos "leemos" muy pronto.

Bienvenidos a mi blog personal

Escrito por danielmmdoblaje 10-11-2016 en Doblaje Aragonés. Comentarios (0)

¡Hola a todos! Os doy la bienvenida a mi blog personal dedicado al doblaje aragonés.

Este será mi rincón en el que rendir homenaje a todos esos compañeros con los que he tenido la suerte de compartir atril.

Grandes profesionales de los que rara vez se habla y que realizan una gran labor detrás del micrófono.

¿Sabías que el doblaje llegó a Zaragoza en 1992? Juan Antonio Fernández Abajo (1938-2008), periodista aragonés de gran éxito en la radio y la televisión nacional, reconvertido en actor y director de doblaje a comienzos de los ochenta fue el culpable.

Juan Antonio Fernández Abajo

Fernández Abajo regresó a su ciudad natal en 1992 y fundó Sincrotake, la escuela y estudio de doblaje donde nos formamos y dimos nuestros primeros pasos la mayor parte de los actores de doblaje zaragozanos que hoy en día nos dedicamos a esta profesión. Sincrotake inició sus clases el 15 de octubre de ese mismo año.
A mediados de los noventa nacieron en Zaragoza tres estudios de grabación cuya actividad principal era el doblaje: Sonomaster, Unitake y Estudios Roma, en el que hoy en día continuamos con esta actividad.

Os dejo el enlace a un video con algunas de las voces que van dejando su huella en Estudios Roma:

¡Va por vosotros!

Gracias por vuestro tiempo y nos "leemos" muy pronto.